SECRETOS

Cómo pueden perjudicarte los secretos

Todos, absolutamente todos los seres humanos en el mundo, guardan secretos. Bien sea por no traicionar la confianza brindada por un amigo, familiar o porque no resulte conveniente que dicho secreto se revelado. Incluso, aunque no sea lo ideal, muchas parejas suelen guardarse secretos entre si. Pero antes de continuar ¿sabías los efectos negativos que ello acarrea sobre tu cerebro y salud mental? ¿Te has preguntado como pueden perjudicarte los secretos? Pues, si no lo sabías, te lo explicamos a continuación.

Lo que dice la ciencia sobre guardar secretos

Numerosos estudios científicos han determinado que guardar secretos resulta sumamente nocivo para la salud mental e implica daños neurológicos irreversibles. Un grupo de estudiantes, sociólogos y psicólogos de la Universidad de Columbia, en Estados Unidos, especificó que la tarea de guardar secretos implica un gasto de energía considerable para tu cerebro. En el siguiente artículo desglosamos para ti algunas de las razones fundamentales por las cuales se considera nocivo reprimir ciertos hechos en nuestra mente:

El daño dependerá de la gravedad del secreto

Por supuesto, si el secreto en cuestión oculta un “pequeño misterio” que no traería consigo efectos devastadores, el daño neurológico por reprimir palabras y pensamientos será menor. Sin embargo, si integra la lista de “secretos de vida o muerte”, tu mente sufrirá los embates negativos de esta acción. ¿Por qué razón? Pues el estudio de Columbia determinó que el simple hecho de medir las palabras que deben decirse y las que no, delante de quien si decirlo y delante de quien no hacerlo para no levantar sospechas, contribuye al desgasto de las neuronas.

SECRETOS
Guardar secretos resulta nocivo para tu salud mental (Foto de 15a20.com)

Además, está la energía extra que gastas en cuanto a no sentirte “culpable” por estar guardando un secreto que sabes podría perjudicarte de una u otra forma. El consecuente pensamiento vinculado al secreto en cuestión puede convertirse en un verdadero tormento de culpabilidad que podría generar efectos nocivos sobre la salud mental del individuo, tales como ataques de ansiedad y pánico. También pueden ocasionar tics nerviosos e incrementar las posibilidades de sufrir un accidente cerebrovascular (ACV).

¿Qué le pasa exactamente a tu cerebro cuando guardas secretos?

A escala científica, se ha comprobado que la custodia de secretos en nuestro cerebro surtirá efectos perniciosos para su correcto desempeño. El córtex orbital prefrontal se encargará de estimular una sensación de alerta o “peligro” ante lo adverso que sería contar dicho secreto. Dicha sensación de alerta se trasladará hasta el área encargada de la toma de decisiones y es cuando aparecen los primeros síntomas de estrés.

SECRETOS EFECTOS NOCIVOS
Expertos científicos han determinado que guardar secretos aumenta los riesgos de sufrir trastornos psicológicos (Foto de UrbanTecno)

A partir de allí, toda la corteza cerebral sufrirá una negativa reacción en cadena que irá perjudicando área tras área segregando hormonas de estrés. La amígdala, órgano fundamental del sistema límbico corporal encargado de regular las respuestas fisiológicas y emocionales del cuerpo, se resecará por completo. Esto quiere decir que una vez los episodios de estrés afectan al sistema límbico, se manifiestan la irritabilidad y el mal humor.

Por si fuera poco, también tendrá influencia sobre tus horas de sueño y el descanso que necesita tu organismo para mantener un sistema inmune y neurológico en perfecto estado. Además, tus niveles de aprendizaje y memorización también se verán afectados motivado a que córtex prefrontal se “desconectará” temporalmente y ya no tendrás control de tus emociones.

¿Cómo influye a nivel psicológico y social?

Ahora que han quedado establecidas las consecuencias negativas respecto al sistema neurológico del ser humano, corresponde mencionarte su influencia sobre el aspecto psicológico y social. Previamente te indicamos que los ataques de ansiedad y de pánico son crueles derivados de como guardar secretos puede perjudicar tu estado mental. Y en estos trastornos psicológicos es que radican las razones principales de por qué ocultar secretos se convierte en un arma de doble filo tanto para ti como para tus allegados.

SECRETOS A NIVEL SOCIA
Mantener secretos ocultos podría afectar tus relaciones sociales y hacerte sentir aislado (Foto de Xataka)

Algunos de los elementos más comunes para ocultar secretos son: una traición, complicidad en algún crimen o fechoría, un cambio laboral importante, e incluso, ocultar tus preferencias sexuales. Dichas razones están facultadas para aumentar las probabilidades de crear conflictos personales internos que derivan en ansiedad, pánico, estrés y depresión. Además de estos trastornos, podrías generarte una sensación interminable de soledad y aislamiento que afectará tus actividades cotidianas.

Las parejas también guardan secretos

Las relaciones de pareja constituyen uno de los principales aspectos sobre los que se guardan secretos continuamente. No obstante, ocultar información a tu pareja también resulta perjudicial y los efectos suelen manifestarse incluso con serias complicaciones de salud. Claro está, todos tenemos privacidad y derecho a que la respeten, por ello no debes confundir “privacidad” con “secreto”. La primera hace referencia a algo lícito respecto a una información que prefiere no mencionarse por razones determinadas. El secreto por su parte se vincula a la carga de no poder decir algo importante por temor a la reacción de un tercero o terceros.

Volviendo a las relaciones de pareja, si uno de los dos está ocultando algo en concreto y ya no puede taparlo más, bien sea porque la culpa le carcome o porque ya su sistema neurológico se encuentra sumamente saturado, empezarán a aparecer los primeros indicios negativos sobre la salud. Las consecuencias son las mismas que en los casos anteriores: episodios de estrés continuo, irritabilidad, mal humor, sensibilidad extrema, sensación de aislamiento, depresión y ansiedad.

SECRETOS EN PAREJAS
Guardar secretos a tu pareja podría causar la ruptura de la relación (Foto de Infobae)

¿Corro el riesgo de sufrir una ruptura amorosa?

Aunado a ello, ten en cuenta que guardar secretos ante tu pareja te pone a riesgo de que en algún momento salgan a la luz y entonces el problema sea peor de lo imaginado. Y no solo eso, sino que también podrías ser artífice del derrumbe de la relación y generar una ruptura que tal vez no deseas. Confía en tu pareja, cuéntale eso que tanto te agobia sin remordimientos, recuerda que la confianza es factor fundamental para forjar un gran equipo. Y recuerda también que privacidad y secreto son conceptos totalmente distintos, por ende, estás en tu libre derecho de defender cualquier aspecto de tu vida privada que no quieras sacar a relucir.

¿Entonces definitivamente si es malo guardar secretos?

La carga de llevar un secreto a cuestas implica consecuencias que generalmente se ignoran. Por estas razones previamente nombradas y otras tantas que sería mejor argumentar en un estudio médico detallado, se considera que guardar secretos SI es nocivo para la salud. Sin embargo, esto no quiere decir que debes traicionar la confianza brindada por algún familiar o amigo cercano. Al contrario, debe servirte de motivación para nutrir a esta persona de esta información que acabas de leer y hacerle saber que lo mejor será establecer un vínculo de confianza con los individuos involucrados en dicho “secreto” y darlo a conocer de una manera que no perjudique a nadie. Fomenta la confianza tanto a nivel personal como en todas aquellas personas que te rodean. Créeme, es un factor esencial de las relaciones humanas.

SECRETOS AMIGOS
Guardar secretos resulta más perjudicial de lo que realmente parece (Foto de DKV.com)

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *